Palomo Miguelena

“(…)La madurez artística y personal me lleva a ser más sugerente, el resultado final es más misterioso, mi vida personal sufre cambios y esto se nota en mi trabajo; ya no tengo el resultado final en mi cabeza, el trabajo diario me va guiando, yo pinto por necesidad interior y eso lo tengo que transmitir y haga lo que haga siempre estará presente. En la vida de una persona y naturalmente en la de un pintor estamos sujetos a cambios; experiencias, alegrías, penas…esto nos afecta en nuestro desarrollo mental. En estos últimos años es lo que he hecho con mi trabajo, quizá con dos vertientes bien diferenciadas; una, la naturaleza como vía de expresión interior y otra la representación de emociones y estados de ánimo.”

×





Help Chat
Enviar via WhatsApp